Embajadores Aztecas

juveniles de cara a mundiales con límite de edad

  • En la actualidad hay una gran cantidad de futbolistas juveniles mexicanos jugando en el extranjero, esto debido, en la mayoría de los casos, a la falta de oportunidades dentro del fútbol mexicano, en otros casos, debido al trabajo de sus padres en el extranjero.
  • Pero todos con algo en común, el deseo de triunfar en el extranjero y vestir la playera de la selección mexicana. La mayoría tiene que sacrificar familia, amigos, comodidad, estar en una cultura nueva, y en otros casos, incluso el racismo.
  • Mientras en la federación se enorgullecen cada vez que un una selección con límite de edad disputa un torneo internacional argumentando que esto les da roce internacional y mayor experiencia, paradójicamente ignoran a quienes semana a semana adquieren ese roce y esa experiencia, sumándole que tienen que trabajar el doble para ganarle el puesto a los jugadores locales e incluso a otros jugadores extranjeros.
  • ¿De qué experiencia, roce y aprendizaje hablamos? Tomemos como ejemplo a dos futbolistas mexicanos, uno desarrollado en México, Julio Gómez campeón mundial sub 17 y Alan Ávila delantero mexicano propiedad del Espanyol de Barcelona. Comenzaremos con Alan a los 16 años cuando llegó a España (2011), de esa edad a la fecha han pasado casi 4 años en los cuales ha jugado en división de honor cadete, división de honor juvenil, tercera división y segunda división B de España, ha jugado ante las canteras de Barcelona, Real Madrid, Atlético de Madrid y las mejores academias juveniles de España, ante más o menos (cuestión de ascensos y descensos en categorías juveniles y cadete) 74 equipos y si esto lo multiplicamos por plantillas de 20 jugadores da 1480 jugadores de entre 16 y 36 años, de todos los niveles, buenos, regulares, malos y grandes promesas del futbol español y mundial, y sus buenas actuaciones hicieron que el Espanyol de Barcelona lo comprara al Alcorcón. Mientras Julio Gómez en el mismo periodo de tiempo ha jugado los torneos sub 17, sub 20 de la liga mexicana y algunos partidos en primera división ante más o menos 28 equipos diferentes (tomando en cuenta lo extraño de los "descensos" y "ascensos" en México, y los equipos que enfrentó en primera división) y aquí multiplicaremos este número de equipos por 25 jugadores (ya que varían muy poco los planteles sub 17 y sub 20 en 3 años) dando un total de 700 jugadores diferentes; a esta diferencia de poco más de la mitad, debemos tomar en cuenta que mientras Julio Gómez ha competido ante jugadores mexicanos y algunos extranjeros en fuerzas básicas y primera división, Alán ha tenido que competir un puesto titular ante jugadores españoles y otros jugadores extranjeros.
  • Como verán hay una gran diferencia entre la experiencia adquirida por ambos jugadores en el mismo periodo de tiempo, y si alguien está pensando en este momento que jugar en esas divisiones inferiores de España es cosa fácil, con dos ejemplos que les daré se darán cuenta que no, Taufic Guarch llegó al Espanyol B que se encontraba en tercera división después de un buen mundial sub 20 y sólo disputó 11 partidos marcando 2 goles, por otra parte Jonathan Espericueta, también campeón mundial sub 17 sólo disputó 9 partidos con el Villarreal B en segunda división B de España. Alan ha disputado 25 partidos entre tercera y segunda división B.
  • Y con los medios de comunicación el tema no es diferente, si un juvenil mexicano sale a préstamo desde un club mexicano todos los reflectores y elogios se enfocan en ellos, pero ignoran a jugadores que juegan en la misma liga, incluso teniendo mejores actuaciones.
  • A continuación les mencionaremos a los juveniles mexicanos que se encuentran en las ligas equivalentes sub 20 y sub 17 que se encuentran en el extranjero y que podrían ser tomados en cuenta para los próximos mundiales con límites de edad.
  • Los invitamos a seguir nuestras redes sociales para estar al tanto de la actividad de estos y más jugadores mexicanos en el extranjero.
  • Facebook:EAztecas
  • Twitter:@EAztecas